Pudín de Chía y Cheerios™

 

Más allá de su bien ganado prestigio, la chía es una maravilla en la cocina, pues se presta para infinidad de platillos deliciosos que, en la mayoría de los casos, no requieren cocción alguna, como este pudín para el desayuno. Es tan sencillo de hacer que hasta un niño puede prepararlo. Solo tiene que mezclar, refrigerar y disfrutar. Para variar un poco y darle más textura al pudín, agregué a mi receta unas deliciosas tunas, que encuentro en mercados de productos latinoamericanos. Me gustan las rojas por el color, pero también puedes usar las anaranjadas o las verdes. Un poco de Cheerios™ en la receta aporta el crujiente y todos los nutrientes necesarios para comenzar bien el día. Solo te recomiendo agregarlos a último minuto, para que puedas disfrutar de su deliciosa textura crujiente característica. Con esta receta base puedes hacer muchas variaciones, ya sea con la fruta que uses o con la leche con la que combines la chía. Aprovecha que el verano está aquí para agregar la fruta de estación, con sus inconfundibles aromas y sabores. ¡Desayunar rico no tiene que ser complicado!

Lo que necesitarás

2 tazas de yogur de frutas bebible

1/3 taza de chía

1 cucharada de semillas de lino

1 taza de tuna roja, pelada y picada

1 cucharada de jugo de limón

1 taza de Cheerios™ + Ancient Grains

1 carambola cortada en rodajas

Comentarios

Avatar placeholder